Magnus y el Concepto Humano.

¿La lucha definitiva entre el hombre y la máquina en el Siglo XXI?

blog elizbar ubilava chess coach grand master

Escrito por

Elizbar Ubilava

¿Quizá hemos infravalorado el talento innato, la intuición y por tanto la importancia del concepto humano en el juego?

Cuando un joven de 22 años rompe todas las barreras es casi inevitable reconocer que se trata de una de las grandes figuras de la historia de ajedrez.

Magnus está abriendo brecha con respecto a los demás jugadores y todos sabemos que detrás están nombres brillantes. Solamente R.Ficsher y G.Kasparov han podido marcar una diferencia notable frente a sus contemporáneos.

¿Sería una exageración si dijera que los tres mejores jugadores de la historia son R.Fischer, M.Carlsen y G.Kasparov?. Me pregunto si es posible que un jugador tan joven sea  uno de los  mejores de la historia. Si sobre R.Fischer y G.Kasparov las cosas están claras por su enorme contribución en el desarrollo de nuestro juego – con esto me refiero no solo al campo puramente ajedrecístico, es decir, la teoría de aperturas o la dimensión de la comprensión estratégica del medio juego, así como la técnica de las finales- sino a la ambición de ambos de convertir este deporte en algo universalmente reconocido.

¿Sería una exageración si dijera que los tres mejores jugadores de la historia son R.Fischer, M.Carlsen y G.Kasparov?

En el caso de Magnus Carlsen quisiera compartir algunas reflexiones que muestran que es una figura fuera de serie. La parte visible es su juego y  sus resultados extraordinariamente estables, hicieron para mí evidente, hace ya tiempo, que él romperá la barrera del ELO 2900 en 2 – 3 años. 

Lo que me parece aun más importante es su concepto humano, y con esto quiero decir que no está “contaminado” por la influencia de los módulos de análisis. Él mismo dice y sus partidas así lo demuestran, que su concepto no está influenciado por las sugerencias de los ordenadores. Con esto no me refiero a que a los demás profesionales les falte ese concepto humano, sino que la intervención de los módulos durante la preparación es muchísimo menor en caso de M. Carlsen. Creo que él es el más indicado para devolver la confianza en el concepto humano ante la obsesion por el uso del análisis computacional. 

Por ello, es muy importante entender y definir qué significa el concepto humano, es decir, nuestra forma de tomar las decisiones sobre el tablero, las herramientas de un experto profesional, en qué se basan los ordenadores para marcar sus preferencias y hasta qué punto podemos fiarnos del poder de sus cálculos.

Concepto Humano singularidad

Un profesional de ajedrez al tomar la decisión adecuada no utiliza solamente los cálculos, sino fundamentalmente, sus conceptos. A esos conceptos, yo los llamaría los “conocimientos avanzados”. Este termino contiene diversos aspectos de nuestro saber general, desde las reglas mas elementales, avanzando hacia los conocimientos estructurales, diferentes tipos de ideas y mecanismos de funcionamiento del medio juego, las posiciones típicas, las bases de compensación con desigualdad material, las posiciones teóricas, las finales y los mecanismos de su funcionamiento, las fortalezas, etc. 

Por supuesto para navegar a lo largo de la partida un jugador también utiliza su intuición, la experiencia o la imaginación, por ejemplo. Nunca he dudado de que el concepto humano en general es correcto y las decisiones estratégicas que tomamos  son buenas y profundas. Ahora, el hecho en torno a nuestro “talón de Aquiles”, el cálculo, también es bien conocido.  En la época actual, donde la presión de los ordenadores sobre nuestras decisiones es tan grande, mantenerse tan “puro” como es el caso de Carlsen es un merito.

“Un ajedrecista profesional al tomar la decisión adecuada no utiliza solamente los cálculos, sino fundamentalmente, sus conceptos.”

Como hemos dicho las herramientas que normalmente utilizamos para resolver los complejos problemas estratégicos están compuestos por la intuición, la experiencia, los conocimientos avanzados y (obviamente) los cálculos. 

En el caso de Carlsen destacaría su capacidad de profunda y precisa evaluación de la posición (me recuerda a Anatoly Karpov en sus mejores años). Todo ello me hace pensar que uno de los mayores poderes de Magnus es su intuición, la cual le ayuda a encontrar las correctas direcciones estratégicas con relativa facilidad y, por otro lado, sin duda, su técnica de juego, tanto en las posiciones complejas como en aquellas relativamente más simples. 

Entre las cualidades personales de Carlsen hay que destacar su enorme fuerza de voluntad y ambición.  Nadie duda de que la contribución de los ordenadores haya cambiado la perspectiva de comprensión del ajedrez. Sin embargo los módulos de análisis están comiéndose, cada vez más, el terreno de nuestra propia comprensión. La diferencia entre lo humano y la maquina es evidente. Nuestra ventaja ante el programa es la visión conceptual de este juego.

Nuestra comprensión estratégica depende y mucho de esos conceptos que descubrimos a través del conocimiento, la experiencia, la intuición, nuestra imaginación y por supuesto por medio del calculo. Pero hay muchísimas posiciones donde los simples cálculos no llevan a resolver los problemas, sin embargo la visión conceptual, es decir, la comprensión global del problema nos otorga la llave que abre las puertas de la gloria frente a la máquina.

La diferencia entre lo humano y la maquina es evidente. Nuestra ventaja ante el programa es la visión conceptual de este juego.

Los programas solo se mueven a través de los resultados que obtienen por medio de los cálculos. Nosotros utilizamos los “conocimientos avanzados” que obtenemos a través de los estudios y la experiencia, o que a veces descubrimos sobre el tablero. Lo que quiero decir es que las herramientas de un experto-profesional son mas sofisticadas que las del módulo de análisis. 

Claro que nuestros conceptos no siempre son los correctos y la posibilidad del fracaso existe, pero generalmente caemos por culpa del cálculo, por el orden de jugadas imprecisas, por golpes tácticos, etc., en definitiva por cálculos concretos. 

Uno de los científicos contemporáneos más admirables de nuestra época y gran amigo del ajedrez, K. Tompson, definió la estrategia como el cálculo a largo plazo. Una definición impactante. 

(Pido disculpas por el siguiente pasaje pero no puedo evitarlo) Aristóteles aunque admiraba a su maestro Platón, le critico  por defender la verdad. Ni habrá otro Aristóteles, ni pretendo poseer la verdad, simplemente expongo mi punto de vista. A mi entender la estrategia se comprende como una visión global, conceptual de futuro, donde el cálculo solamente es un elemento más.

Voy a dar algunos ejemplos donde las conclusiones de los módulos de análisis por medio de los cálculos no son fiables, sin embargo la visión conceptual de un experto y sus conocimientos avanzados nos ayudan a resolver esos mismos problemas. (Los estudios de Kazancev y Kasparian, el fragmento de la partida de M.Carlsen-L.Aronian London 2012.) 

A mi entender la estrategia se comprende como una visión global, conceptual de futuro, donde el cálculo solamente es un elemento más.

La pregunta es, ¿nos podemos fiar de las sugerencias y las evaluaciones que hacen los módulos, sobre todo cuando se refiere a la estrategia del ajedrez? Mi respuesta seria que prefiero tener como guías a R.Fischer, G.Kasparov, M.Carlsen, V.Kramnik, V.Anand, entre otros. 

En general prefiero los conceptos humanos más definidos y avanzados a las sugerencias de los ordenadores más potentes. En ese aspecto Magnus es un ejemplo para las futuras generaciones, quienes en primer lugar deben desarrollar el “olfato humano”. 

 Cuando escucho los comentarios de Carlsen, quedan claros los profundos conocimientos de la herencia de sus  predecesores. Esto significa que no solo asume y comparte la experiencia histórica, sino hace su propia interpretación de esa experiencia. Magnus dice que su juego no es brillante, que aun puede mejorar y  debe aprender mucho. ¡Como no! Estoy seguro de que Magnus sabe perfectamente que debe mejorar y de quién debe aprender.

Personalmente para mí, el ejemplo más impresionante es la transformación de V.Kramnik en los últimos años, después de la derrota en el campeonato del mundo contra V.Anand creo que Kramnik ha hecho un esfuerzo remarcable  para transformar algunos aspectos de su juego. El gran maestro Ruso sigue siendo la mayor referencia en el aspecto teórico pero ahora su medio juego es mucho más atractivo y agresivo, especialmente con negras. Creo que él es todo un ejemplo para muchos profesionales del Ajedrez.

Por la personalidad de M.Carlsen y por su nivel de juego creo que no está tan lejos la posibilidad de que resurja el interés de enfrentar de nuevo al hombre contra la máquina, un nuevo Deep Blue. No me parece una cuestión de simple atracción deportiva, sino que lo percibo como una esperanza para el ajedrez, de cara a recuperar el prestigio perdido. ¿Será capaz de, por lo menos, no perder la contienda? Veo como un Armagedón, donde Magnus necesitará una preparación especial y los consejos de aquellos colegas que ya pasaron por esa experiencia.

More
articles